¿Conoces a Jamie Oliver? Nosotras lo conocimos por casualidad, en un canal de cocina hace unos años. Un cocinero inglés joven y caótico, que revuelve la ensalada con las manos, mezcla ingredientes sin miedo, fan de la guindilla y de las hierbas aromáticas. Su cocina es una fusión de Italia y oriente con un toque inglés ¡una bomba!

Pero además de cocinar en la tele y de haber creado un pequeño imperio: restaurantes, libros y todos los productos de cocina que te puedas imaginar… Es un cocinero preocupado por la alimentación de los más pequeños. 

Todo empezó en  Reino Unido, año 2010, ¿Qué comían los niños? ¿Qué les enseñaban en casa? ¿Qué les daban de comer en los comedores? Siguió por Estados Unidos donde se encontró con situaciones extremas en las que tres generaciones habían crecido a base de comida rápida, procesada y no tenían ni idea de cocinarNiños que no saben qué es un tomate


Jamie Oliver cocinando con niños

Después de estas experiencias alrededor del mundo, ha puesto en marcha el Food Revolution Day, una campaña que culminará el 15 de mayo y que lucha por incluir la educación alimentaria en las escuelas. Dejo que sea él quién explique qué es lo que quiere conseguir con su revolución de la comida:

¡Hola, soy Jamie! Durante 10 años he promovido en muchos programas de TV una alimentación más sana. Ahora quiero hacer algo grande sobre ello, pero necesito tu ayuda urgente.

Nos enfrentamos a una epidemia mundial de obesidad: 42 millones de niños y niñas menores de 5 años en el mundo tienen sobrepeso o son obesos. El resultado es que la próxima generación vivirá menos años que sus padres si no hacemos nada para cambiar estas terribles estadísticas.

Por eso me gustaría pedirte que hagas dos cosas muy sencillas: que firmes esta petición para apoyar educación alimentaria obligatoria en los colegios de todo el mundo y, sobre todo que la compartas en las redes sociales.

Es crucial que demos a las generaciones futuras las capacidades que necesitan para vivir vidas más sanas, más felices y más productivas. Creo firmemente que es un derecho humano de todos los niños y espero que tú también lo creas.

Si me ayudas a conseguir que muchos millones de personas firmen esta petición podremos crear un movimiento tan potente que fuerce a los gobiernos del G20 a hacer algo. La educación alimentaria puede suponer un gran cambio en las vidas de las siguientes generaciones. Ayúdanos. No podemos hacerlo sin ti.

Firma esta petición, compártela e inspiremos a los gobiernos a hacer lo correcto.

Con cariño

Jamie Oliver x

Firma la petición en Change.org. #FoodRevolutionDay.

Jamie Oliver cocinando con niños en un colegio

Puede que las situaciones extremas que nos encontramos en sus programas nos pillen un poco lejos, la situación en España no es tan alarmante… ¿seguro? Al parecer España es el tercer país europeo con más obesidad infantil. El 34% de los niños en edad escolar tienen obesidad o sobrepeso.

Uno de los motivos de esta cifra es la falta de tiempo para cocinar, pero ir a lo rápido puede salir caro. Pones en juego tu salud y la de los que te rodean. Por eso si tienes hijos es importante que cocines en casa e involucres a los niños en el proceso. Que aprendan de dónde viene la comida: cultivo, cosecha, degustación… Deben entender cómo reacciona nuestro cuerpo ante determinados alimentos, que algunos son para el día a día, y otros deberían ser como un premio…

En España también esta en marcha una revolución, Foodie Kids Revolution, un movimiento colaborativo impulsado por Mammaproof.org que pretende implicar a diversos sectores de la sociedad con el objetivo global de aficionar a los niños al buen comer. Te recomiendo que echas un vistazo a su manifiesto.

Tengas o no tengas hijos te animo a que cocines en casa, alimentos frescos, de temporada y dejes de lado los alimentos precocinados, procesados, súper empaquetados y enriquecidos…

Y tú ¿Eres de las que creció cocinando? ¿Cocinas con tus hijos?

Nahir

P.D.: Si te ha gustado no te pierdas, “Comer mal perjudica gravemente su salud

Autora

Siempre aprendiendo algo nuevo. La mitad de Esturirafi, escribo sobre vida saludable y moda sostenible.

8 Comentarios

  1. Fantástica la iniciativa!! no la conocía pero me apunto totalmente, implicar a los niños en este tipo de facetas de la vida diaria me parece interesante y efectivo!!
    Un besazo y enhorabuena por vuestros post 🙂

  2. En casa cocinamos, hemos tenido huerto y hacemos casi todo artesanalmente, desde la pizza a los bizcochos y las mermeladas… pero es muy difícil. A los niños les gustan los dulces y les gusta la bollería y muuuuchas veces es una batalla, especialmente ahora que son un pelín mayores. Pero no nos rendimos! No nos parece mal un capricho de vez en cuando, pero en general la dieta tiene que ser buena y sana.

  3. Me parece una gran experiencia para niños y no tan niños. Para mí el mayor problema viene de que hay muchas reglas y muchos mitos que heredamos de las cocinas familiares y parece que no puedes meterte en la cocina sin honrarlos o sin seguirlos fielmente.

    Cuando dejé de seguir todas esas normas y órdenes empecé a disfrutar de meterme en la cocina, de probar cosas, experimentar y educarme nutricionalmente. Tuve que descubrir que soy incapaz de seguir una receta al dedillo, parte de mi naturaleza es modificar y probar cosas… ¡No lo puedo evitar!

    No tengo niños, pero cuando crezca mi sobrina y venga de visita pienso invitarla a jugar en la cocina 😉

  4. Hola Paula! Estoy segura de que esa lucha valdrá la pena y llegará el día en el que tus hijos valoren todo lo que les estás enseñando! Está claro que un capricho de vez en cuando no viene mal, a nadie le amarga un dulce 🙂 Un abrazo!!

  5. Hola Amelia, nosotras tampoco somos capaces de seguir una receta, solemos leer varias y luego hacemos nuestra propia versión. Estoy segura de que a tu sobrina le va a encantar cocinar contigo, un súper plan! Un abrazo 🙂

  6. Alucino con los niños del video que no conocen los vegetales, ya no es el tema de cocinar con ellos, es que ¿no han comido en su vida una ensalada? ¿No han acompañado a sus papás nunca a la tienda? Y se ve que el sistema educativo tampoco les ayuda mucho, por lo menos yo veo que aquí trabajan en infantil temas de la granja, los huertos… A mi peque con tres añitos lo llevaron a una granja, plantaron un huerto en el cole, cosas así. Que no todos los niños de ciudad tienen pueblo o aldea al que ir y ver esas cosas.

  7. Ya es increíble! Pero sí, es real, existen niños que nunca han tomado un producto fresco. En la serie de documentales que hizo en 2010 Jamie's Ministry of Food en UK, había un montón de casos de familias que se alimentaban sólo de productos precocinados… Yo creo que es España la cosa es diferente, por lo que cuentas a los niños les enseñan en el cole, pero luego ves los datos de obesidad infantil y está claro que algo falla…

Escribe un comentario

A %d blogueros les gusta esto: